Se ha producido un error en este gadget.

domingo, 12 de octubre de 2008

El Güerito Predicador


Ayer por la tarde, salí del trabajo, y pues bueno, ya que hay tanto mar y desaprovechar una tarde tranquila como la de ayer sería un despilfarro, pues a sentarse y contemplar en el boulevard.

Pasa la gente, hay parejitas, hay chavos de goma (de los que patinan o hacen acrobacias con sus bicis o patinetas,y que cuando crees que ya se rompieron la crisma o se les salio un pollito -huevo roto-, se levantan como si nada), los carritos de las glorias y raspados, y los turistas que les encanta nadar entre las cacas de los veracruzanos y retosar junto a los peces pañal en la playa, y ahora que hay luz de luna, pues contemplar la Isla de los Sacrificios. ¡Que bonito es lo bonito! eso diría yo, pero entre todas estas curiosidades rutinarias andaba un "güerito" y no era un güero cualquiera, era un "güerito predicador", se acerca y como buen "hermano" me da un panfletito titulado "El camino de Vida"(vean la foto), al verlo pues interpreto:

Curvas peligrosas, y una curva prolongada te llevan derechito al sepulcro...

-jijiji- (comenten y sugieran sus interpretaciones, se vale decir que soy hereje).
Bueno, pues si, el "güerito" me dió propaganda de Chuy alias "el cristo", panfletito que me heché en menos de un suspiro y pues habla de la vida, que si no tenemos vida, que si la podemos perder, que si vino Chuy a jalonearnos las orejas y ZAZ! ahí sale el peine! que pus ahora conviertete en cristiano porque Chuy te da vida eterna -esto me recuerda algunas películas de vampiros-, porque he de mencionar que mencionan a los hindús (que no son tan chidos según el panfletito porque no tienen vida eterna, o vaya no ofrecen la modalidad "vampiro" de Chuy).
En pocas palabras es un minimanual de 25 minihojitas de que es un cristiano, como te conviertes en uno, y como debes de actuar ya que te has convertido... es lo mismo que te dirían los "hermanos" los domingos (si les abres) cuando tocan en la puerta de tu casa, la biblia cantinfleada en 5 minutos.

Hasta ahí habria dicho yo -esto es el pan de todos los días-, pero el "güerito predicador" va más allá de repartir panfletitos, ya que se detuvo con un par de chicas (ellas lo detuvieron) y comenzó a hablar de Chuy (por nervios o para impresionar), y aquellas le veían con ojos de querer comérselo (acá no hay muchos güeritos ), y entonces este empezó a decir que no venimos del mono, que si viniéramos del mono también podríamos descender de otros animales, y la prueba fehaciente de ello es que los perros no nos pueden donar sangre (si no, si vendríamos del mono); luego se enfrasco en una batalla de palabras de genética y cromosomas que ni él sabia como había llegado a eso, pero por lo menos le entendí que Adán casi casi era una trisomía (S. de Down), y de ahí hizo del origen de la humanidad un coctel de frutas (que si los plátanos los comen los monos, que una fresa no es lo mismo que un chayote) y que termino en ensalada Cesar...

Después de escuchar tanto disparate disparatado, decidí reír un poco, y con una sonrisa me levante de la cómoda piedra donde me encontraba disfrutando del las monotonías de la vida, para ir a casa.

HE DICHO!

Ustedes dirán, yo por eso primero blogueo, luego existo.



1 comentario:

zeptymuz352 dijo...

Jaja!!!

Decía Nietzche que "Los monos son demasido buenos para que el hombre pueda descender de ellos" y "Soy demasiado incrédulo, demasiado petulante para tolerar que se me hagan preguntas enormes como puños. Y Dios es eso. Una enorme pregunta, una falta de respeto para nosotros los pensadores. Diré más, es una prohibición intolerable, es la prohibición de pensar"... ¿Cómo ves?

Creo que ya somos dos... (herejes)